5.1 C
Curicó
sábado, 18 mayo, 2024
InicioMúsicaUn día como hoy nació el "Rey del Bolero" Lucho Barrios

Un día como hoy nació el “Rey del Bolero” Lucho Barrios

Lucho Barrios fue peruano, pero su huella en Chile es trascendente. Su potente voz, quejumbrosa y lastimera, se paseó por valses y boleros de una manera inconfundible, anclándose al sentimiento más profundo de sus auditores, sin para ello necesitar de promoción convencional ni espacios televisivos.

Una extensa discografía de más de mil canciones grabadas, es hoy parte de su legado, inevitablemente asociado a ese espacio estético, de clase y de convivencia que asociamos a la noble cultura “cebolla”, y que el cantante nunca tuvo complejo de enarbolar.

No fue autor de las muchas canciones que sin embargo sí supo hacer propias, y entre las cuales brillan “Amor de pobre”, “Mi niña bonita”, “Me engañas mujer”, “Señor abogado”, “Amor gitano” y otros varios relatos de dramas casi inimaginables, que Barrios optó por interpretar como un actor de teatro abraza un papel.

Su versión para el vals a Valparaíso “La joya del Pacífico” no fue la única ni la más identificable para los porteños, pero sí por lejos la más difundida.

Después de haber grabado en su país otros éxitos como “Copa de licor”, “Mentirosa” y “Me engañas mujer”, el 18 de septiembre del año 1.960, Lucho Barrios actuó por primera vez en Chile, en la quinta El Rosedal de Arica, junto a la orquesta cubana de Puma Valdez. Regresó a nuestro país al año siguiente, y comenzó a grabar en Santiago varios discos que aumentaron su arrastre popular en Chile, Argentina, Mexico y EE.UU, comenzando además con sus presentaciones capitalinas en lugares como el cabaret Picaresque.

Comenta sobre sus primeras visitas al país el libro “Llora, corazón. El latido de la canción cebolla”, de Marisol García:

El lazo de Lucho Barrios con nuestro país se afianzó desde entonces y para siempre: “Me encontré con una gran efervescencia por la música popular: tango, bolero y vals peruano”. Para su sorpresa, el contrabando de discos ya hacía familiar su voz en el puerto, y por eso Odeon lo fichó de inmediato. Como contratación chilena, en diez años el cantante editó para esa compañía treinta y seis singles, además de seis LP (Discos de larga representación/duración […]. Fue “Lucho de los Barrios”, “Lucho de los Puertos”, un extranjero de trato llano, afable y encendido como el ánimo del proletariado nacional.

Murió esperando una invitación al Festival de Viña del Mar que nunca le llegó. Sin embargo, el puerto contigüo a esa ciudad, Valparaíso, despejaría cualquier duda de su arraigo popular al momento de su muerte. Fallecido en Lima, el  5 de mayo de 2010, Lucho Barrios tuvo en Chile una despedida de compatriota, con palabras especiales del embajador de Chile en Perú, del entonces alcalde de Valparaíso y una visita de Américo a su velorio en la Sala Nazca del Museo de la Nación. Dijo entonces el cantante ariqueño:

«El impacto de su partida es tan así de potente en mi país que no podía estar ausente en esta oportunidad. Como dijo ayer un artista popular: “La muerte de Lucho Barrios provocó un terremoto con epicentro en Valparaíso”. Yo creo que no fue un terremoto: fue un cataclismo, y el epicentro es seguramente el corazón de todos nosotros».

__

Info: musicapopular.cl

Foto: EMI Odeon

V. B. – RTL

Noticias Relacionadas
- Publicidad -
×

Déjanos un mensaje...

× Pedidos Musicales