El asesinato del comisario de la Brigada Investigadora de Delitos Contra la Propiedad Intelectual (Bidepi) de la Policía de Investigaciones (PDI) Daniel Valdés Donosoen el antejardín de su casa, en la comuna de La Cisterna, al sur de la capital, marcó la noche del martes. Y con el pasar de las horas, se dieron a conocer nuevos antecedentes.

El autor del crimen habría llegado en un automóvil de color blanco, el que estacionó en calle Alonso de Ercilla. Una vez allí, bajó del vehículo, caminó hacia avenida Goycolea y disparó en varias oportunidades. Uno de los disparos impactó en su rostro, otros dos en el tórax.

El director de la policía civil, Sergio Muñoz, se refirió al caso: “La información de un atentado a un funcionario nuestro, con arma de fuego, la que le produce la muerte después de tres a cuatro disparos. Estamos avanzando en las diligencias tendientes a ubicar al o los autores de este hecho, no vamos a descansar hasta lograrlo”.

“Están todas las competencias y las capacidades de la Policía de Investigaciones de Chile puestas a disposición de la investigación de este hecho. Esperamos prontamente tener algunos resultados para comunicar. (Sobre si fue un intento de encerrona) es parte de la investigación que estamos haciendo. Vamos a entregar los antecedentes cuando tengamos claridad”, concluyó.

Por su parte, la ministra del Interior, Carolina Tohá, precisó que el fiscal nacional, Ángel Valencia, “ha nombrado al fiscal Barros, de la unidad de alta complejidad, a cargo de esta investigación, con muchas competencias y éxitos investigativos y que ya está desplegado en esclarecer este hecho, que se encuentre a los culpables, y que paguen por el delito horrible que han cometido esta noche”.

Con todo, trascendió que existen registros visuales, tanto del autor del homicidio como del automóvil en el que se trasladaba.

Vecinos

Algunos residentes de ese sector de La Cisterna detallaron que fue una “ráfaga de disparos” la que se escuchó al momento del ataque de Valdés Donoso. Otro relató que el hecho fue “una represalia”.