Un informe de Gendarmería de diciembre de 2022 recomendó no dejar libre a Matías Rojas Marambio, uno de los indultados por el presidente Gabriel Boric a finales de 2022, tras cometer delitos en el contexto del estallido social.

Él fue condenado a 5 años de cárcel por la elaboración de artefactos incendiarios en la estación Baquedano del Metro y fue absuelto por el incendio del hotel Principado.

Según informó Ex-Ante, fue la jefa del Centro de Reinserción Social (CRS) Santiago Oriente, María Nelly Carreño, quien envió un oficio al Octavo Juzgado de Garantía de Santiago.

Ahí aconsejaba no permitir que Rojas terminara su pena en libertad, ya que “presenta un riesgo de reincidencia alto, con necesidades criminógenas muy altas, alta y media de intervención que, de acuerdo a los recursos personales evaluados y su escasa disposición al cambio, se aprecian difíciles de modificar por una pena de las características de la libertad vigilada intensiva con monitoreo telemático”.

Por culpa de un lienzo

El mismo documento asegura que, según el indultado, era inocente y fue inculpado a raíz de un lienzo.

“Refiere que su encarcelamiento (…) se habría dado debido a que él habría prestado este lienzo, en tanto unos jóvenes se lo habrían pedido ‘de manera desesperada’, para posteriormente ‘darse cuenta de que el lienzo habría estado siendo utilizado para cubrir la fabricación de bombas molotov en el lugar’, siendo este contenido lo único que reconoce”, escribió Carreño.

Luego, aseguró que “no obstante, cuando se intenta situar respecto del delito de incendio, éste niega su comisión, así como de minimizar los alcances del fuego, refiriendo en todo momento ‘no fue para tanto, si apenas se quemó’”.

También se incluyó su paso por el Liceo de Aplicación, donde repitió tercero medio. La enseñanza media la terminó ya en la cárcel, gracias a guías llevadas por su abogado.

“Manifiesta intenciones de estudiar ingeniería en informática. A su vez, su progenitora refiere que durante el año 2022 el alcalde de la comuna de Pudahuel le habría ofrecido realizar un preuniversitario, rechazándolo. De esta forma se evidencia inconsistencia en la motivación educacional”, señaló Carreño.