El comisario de la Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones (PDI) contó que “el sujeto transitaba por la vía pública, y al ver la presencia de Carabineros, huye del lugar para ingresar a un domicilio particular, donde posteriormente fue encontrado fallecido por el personal policial”.

“Con la evidencia presentada hasta el momento, no hay indicios que permitan presumir la intervención de terceros, tratándose esta de una muerte por causa accidental“, añadió.

¿Por qué lo perseguía Carabineros?

De acuerdo a información policial, el sujeto había sido acusado de robar una especie del antejardín de una vivienda, por lo que personal policial fue alertado sobre el hecho y se dirigió al lugar.

Una vez que notó la presencia de los uniformados, el delincuente comenzó su escape e ingresó a una vivienda rompiendo una ventana.

“Ingresa a un inmueble que se encontraba sin moradores. Vecinos indican a Carabineros que efectivamente había ingresado, quebrando un ventanal de la parte posterior de la casa”, detalló el comisario de la Segunda Comisaría de Mulchén, mayor Christian Morales.

Muerte del delincuente

El mayor señaló que “Carabineros ingresaron por el mismo lugar, proceden a revisar en la vivienda y buscar al imputado”.

Según expuso, finalmente encontraron al hombre “con una herida cortopunzante en el cuello, a la altura de la yugular, al interior del baño, con bastante sangre. Aparentemente, sin signos vitales“.

De todos modos, los funcionarios llamaron al SAMU, cuyo personal constató la muerte del sujeto en el lugar.

Ataque de turba

Tras lo ocurrido, Carabineros debió retirarse del lugar y dejar el cuerpo en el sitio del suceso, debido a que estaban siendo atacados por una turba, al igual que el personal del SAMU.

“Personal del SAMU del Hospital de Mulchén, quienes llegan al lugar, constatan la muerte. Al momento de retirarse, se abalanza una cantidad aproximada entre 80 y 100 personas contra el vehículo de emergencias y Carabineros, lanzando piedras y objetos contundentes”, relató Morales.

“Ante la inferioridad numérica de los efectivos policiales, y el riesgo inminente de resultar con lesiones, hacen abandono del lugar del suceso, dejando al occiso en el mismo lugar que fue encontrado“, añadió.

Cabe señalar que el fallecido contaba con un amplio prontuario delictual y había sido detenido 32 veces por diversos delitos.