Durante la jornada de este miércoles, Dina Boluarte, quien fue hasta ahora la vicepresidenta, asumió como la nueva y primera presidenta de Perú en la historia tras la destitución de Pedro Castillo.

Con una mano en el aire y la otra en una biblia, Dina Boluarte juró defender y asumir el cargo como presidenta de la República de Perú.

Fue así como en horas de esta tarde Boluarte entregó su juramento frente al Congreso de Perú en una sesión solemne de asunción de mando.

Según lo indicó la misma Boluarte, ella asume “desde este momento y hasta el 26 de julio del 2026” a la presidencia del país.

“Defenderé la soberanía nacional y la independencia de las instituciones democráticas. Cumpliré la constitución y las leyes del Perú, además de reconocer la libertad de culto de todos los peruanos”, sentenció.

Recordemos que durante esta misma tarde, la propia Boluarte mostró su rechazo a la decisión de Castillo a través de redes sociales.

“Rechazo la decisión de Pedro Castillo de perpetrar el quiebre del orden constitucional con el cierre del Congreso. Se trata de un golpe de Estado que agrava la crisis política e institucional”, escribió en Twitter.

Tras toda la ceremonia, se le entregó a la actual presidenta la correspondiente banda presidencial de Perú y se entonó el himno en el hemiciclo del Congreso.

Tras saludar a todos los presentes y enviar “un caluroso saludo” a sus compatriotas peruanos, Dina Boluarte mencionó sus primeras palabras como presidenta.

Primeras palabras de Dina Boluarte al mando de Perú

“Tengo el alto honor de estar en este pleno para saludar a todas y todos los peruanos que no sin legítima razón vienen observando esta difícil coyuntura que nos pone a prueba a todos”, dijo

“Antes que política soy una ciudadana y madre peruana que tiene pleno conocimiento de la alta responsabilidad que la historia pone en mis hombros”, continuó.

“Atendiendo a esta responsabilidad va mi respeto con los millones de madres peruanas, que son la base del coraje y la peruanidad”, mencionó.

“Como todos conocemos, se ha producido un intento de golpe de Estado, una impronta promovida por el señor Pedro Castillo. Aquí se ha tomado una decisión y es mi deber actuar en consecuencia”, aseveró.

“Asumo este cargo siendo consciente de la responsabilidad que me toca. Mi primera invocación es llamar a la más amplia unidad de todos los peruanos. Nos corresponde ponernos de acuerdo, algo tan sencillo como tan impracticable en los último meses”, agregó.

“La corrupción es un cáncer que se debe extirpar de raíz”, finalizó, tras decir además que necesitará un tiempo para “rescatar al país de la corrupción y desgobierno”.