Durante la jornada de este martes se presentó una querella criminal bajo el delito de fraude informático, presentada por la empresa Cencosud, consorcio multinacional controlado por la familia Paulmann.

Lo anterior, específicamente con más de 1.200 operaciones dolosas asociadas a su canal remoto Jumbo.cl por un monto superior a los $100 millones, según lo detalló La Segunda.

La acción legal se llevó a cabo en el 4° Juzgado de Garantía de Santiago, tras detectar irregularidades entre febrero y agosto de este año.

En la querella, Cencosud relató que “se registró un total de 1.257 ingresos de información fraudulenta a los sistemas informáticos de Jumbo”.

Lo anterior, “incorporando números de RUT, correos electrónicos, números de teléfono, direcciones, nombres, datos de tarjetas de crédito o débito, datos falsos o mendaces”, detalló la empresa.

Todos esto, siendo elementos que inducen al error de creer que se trata de personas que efectivamente corresponden a los datos que se entregan.

“Cuando en realidad se trata de otras personas que aparentemente han suplantado su identidad”, argumentó la empresa.

Denuncia por fraude de Cencosud

Por otra parte desde Cencosud se agregó detalles de cómo operaban este tipo de delitos.

“Una vez que realizan un pedido a través de Jumbo.cl, al momento de ser contactados, y a sabiendas de que la operación no se pagará en su totalidad, se aprovechan de la modalidad de compra antes descrita”, dijo la empresa.

Continuó diciendo que “ordenan adicionar productos hasta el límite financiero (80%) que la compra original les permite sumar”.

Con esto logran que la compañía disponga de productos que tienen valoración económica y los despache a direcciones que -fraudulentamente- han sido entregadas por los imputados.

“De este modo es que se consuma el perjuicio patrimonial, cuyo monto alcanza al día de hoy a $105,3 millones”, agregó Cencosud en su querella.