La iniciativa fue aprobada con 82 votos a favor, 20 en contra y dos abstenciones en la Cámara de Diputados.

Previamente, al mediodía de este martes, el Senado aprobó el informe de la Comisión Mixta con 21 votos a favor, ocho en contra y una abstención.

El proyecto, aprobado por el Congreso, contempla no prohibir por ley que los derechos de filiación de los hijos pueda determinarse respecto de más de dos personas.

La iniactiva garantiza además los derechos de filiación a toda persona que se someta a técnicas de reproducción humana asistida, sea cual sea su sexo, orientación sexual o identidad de género.

Asimismo contempla la no discriminación por orientación sexual o identidad de género, entre otras categorías, para efectos del régimen y ejercicio del cuidado personal de los hijos.

Y finalmente elimina el divorcio automático para las personas trans que cambian su nombre y sexo legal.

Garantizar los derechos laborales de pre y post natal sin discriminación por sexo, orientación sexual o identidad de género.

Movilh: Paso histórico y decisivo

A través de un comunicado, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) valoró la decisión, asegurando que “Chile ha dado un paso histórico y decisivo para el avance y consolidación de los derechos humanos de las parejas del mismo sexo y de las familias homoparentales, todas las cuales, sin distinción, venían siendo discriminadas y vulneradas desde los orígenes de nuestro país”.

“La definición estatal sobre el matrimonio existente hasta hoy en Chile se derrumbó. La homofobia, la hetero-normatividad y la desigualdad que lo caracterizada, en desmedro de las personas LGBTIA+, ha llegado a su fin. El cambio es revolucionario”, añadieron.

“Ya no existirán más privilegios jurídicos para unas parejas y familias sobre otras solo en razón de su orientación sexual o identidad de género. Cualquier pareja o familia podrá o no formalizar su relación en igualdad de condiciones que las heterosexuales a través de una institución que por tanto tiempo les fue esquiva”, indicaron desde la organización.

La ministra de Desarrollo Social, Karla Rubilar, comentó que “hoy día el Congreso Nacional ha ratificado por una amplia mayoría y de forma transversal, llegó el momento el matrimonio igualitario para nuestro país y con eso miles de familias van a tener la igualdad plena de derechos que correspondía a un Estado laico”.

“Sabemos que este es un debate que genera discrepancias, donde hay diferentes posturas y miradas, y refleja la diversidad del país que tenemos, pero también es cierto que el Estado nunca debe renunciar a la protección de las familias, y cuando hablamos de las familias, hablamos de todo tipo de familias”, agregó.