El director de la Escuela de Gobierno y Comunicaciones de la Universidad Central, Marco Moreno, señaló que los resultados de la encuesta del Centro de Estudios Públicos (CEP) y la baja aprobación del Presidente Piñera va a derivar que el Mandatario “va a estar gobernando en el vacío”.

Este jueves se dio a conocer el Estudio Nacional de Opinión Pública del CEP, que reveló un aumento que la aprobación del Presidente Sebastián Piñera, que llegó al 9 por ciento de los encuestadostres puntos porcentuales más que en 2019, mientras que un 74% desaprueba la gestión del Mandatario y un 15% no aprueba ni desaprueba.

Según explicó Moreno a El Diario de Cooperativa, esta situación va a derivar en que “de aquí en adelante los próximos 10 meses que quedan de mandato, el Presidente va a estar gobernando en el vacío, no va a tener apoyo de su coalición, eso es lo que muestra el estudio”.

Agregando que “no va a tener apoyo de las instituciones -el Congreso, la Contraloría General de la República, el Ministerio Público, el Tribunal Constitucional- y, evidentemente, ni siquiera el apoyo de su propio sector, que aparece como el peor fantasma para la derecha, porque eso podría eventualmente -y ese es el temor que hay- que este rechazo al Presidente se convierta en un castigo en las próximas elecciones”.

Y, en esta línea, en las elecciones del próximo 15 y 16 de mayo, el experto indicó que el sector político de derecha “se está sintiendo amenazado” porque “los partidos políticos de la derecha pueden percibir esto (la baja aprobación del Mandatario) como un voto de castigo, un plebiscito de Sebastián Piñera: los que están a favor y en contra

Y que debido a esto, “van a movilizar a sus electores para ir a votar porque entienden que hay más cosas que defender, intereses que hay que resguardar y por eso vamos a tener una mayor movilización en ese sector“, sostuvo.

Finalmente, Moreno señaló que en las próximas elecciones “debiéramos tener una participación más bien cercana al 50 por ciento, no es una súper participación, no es una revolución participatoria, pero evidentemente podría –especialmente en la elección de los convencionales- movilizar mucho más a determinados grupos“.