Los padres de Tamara, la niña que murió durante un baleo por una encerrona en Huechuraba a finales de febrero, hablaron sobre la muerte del adolescente de 16 años abatido a bala por un carabinero de civil.

El uniformado estaba siendo víctima del mismo delito señalado anteriormente cuando desenfundó su arma. El hecho ocurrió en la comuna de Pudahuel, en la Región Metropolitana.

Según declaró el padre de Tamara, Raúl Moya, el sujeto fallecido sería uno de los responsables de la muerte de su hija.