Durante las protestas llevadas a cabo en la tarde de este viernes, un grupo de manifestantes pintó la estatua del general Manuel Baquedano completamente de rojo en la plaza del mismo nombre.

Esto fue rechazado por el Ejército en una declaración pública, donde señalaron que «lamentan y rechaza la vandalización de la cual ha sido nuevamente objeto la figura del General Baquedano, quien fuera un héroe y un actor relevante en la definición de los límites territoriales que actualmente tiene Chile».

En horas de la madrugada de este sábado, un grupo de trabajadores restauró la pintura de la estatua, dejandola con sus coleres originales en negro y cafe claro.

Al ser consultados por un periodista de T13, tanto los sujetos que pintaron la estatua como personal de Carabineros que se encontraba resguardando la labor, no quisieron señalar que organismo era el responsable por la restauración.

 

Deja un comentario