La joven de 23 años había presentado denuncias por violencia intrafamiliar contra su agresor, quien en un último acto antes del desenlace fatal vació cerveza sobre su cuerpo. Se le aplicó la medida cautelar de arresto domiciliario

Una mujer de 23 años, identificada como Bárbara Huentumilla, quedó con la medida cautelar de arresto domiciliario, luego de ser detenida por el asesinato de su conviviente, Adonis Flores de 28 años, en Temuco.

La ciudadana fue formalizada por el delito de parricidio y se determinó el arresto domiciliario -en lugar de la prisión preventiva- dados los antecedentes de violencia familiar con que contaba a través de denuncias y procesos judiciales previos.

De acuerdo a la información que entregó el fiscal del caso, Ricardo Gutiérrez, la imputada atacó al hombre luego de que éste bebiera alcohol y la denostara y humillara frente a conocidos.

“La víctima sigue bebiendo alcohol, ella le solicita que no siga bebiendo alcohol y en ese instante el imputado toma una cereza y la vacía sobre su cuerpo, la deja toda mojada, y en ese momento lo que ella señala es que toma un cuchillo con la intención de amenazarlo para que parara su actuar y allí se produce el desenlace fatal”, describió el persecutor.

La mujer se encuentra con protección policial debido a amenazas contra su integridad.

Deja un comentario