El robo quedó al descubierto la mañana de ayer domingo, cuando dependientes del recinto, descubrieron que la oficina donde permanecía guardada la caja de fondos donde se guardaba la recaudación de los días anteriores, se encontraba violentada.

De acuerdo a lo señalado por el Subcomisario de Carabineros de Licanten, Capitán Cristian Tapia, los dependientes de la estación de servicios al momento de ingresar a una dependencia destinada a oficina, se percataron que esta se encontraba con claros indicios de haber sido forzada al igual que el candado de la caja fuerte que contenía la recaudación del fin de semana.

De acuerdo a lo informado por el oficial de la policía uniformada, el monto sustraído ascendería a 14 millones de pesos en dinero en efectivo, agregando que en el lugar existen cámaras de seguridad, las que habrían grabado a una persona ingresando al recinto, imágenes que permiten tener prácticamente identificado al autor del delito., el que es intensamente buscado por las policías.